lunes, 15 de noviembre de 2010

Τέσσερις μήνες στην Ελλάδα!

Ya llevo cuatro meses fuera de casa, cuatro meses en Grecia. Durante este tiempo han pasado por mi cabeza muchas ideas, muchos planes, pero lo mejor que he podido hacer es dejar llevarme por la situacion, viviendo el momento y dejando que las cosas sucedan sin planes.

Toda mi filosofia se basa en hacer "El Viaje" en si mismo, viviendo el dia y eliminando cualquier expectativa de futuro. La verdad es que como filosofia para viajar esta muy bien pero a veces es dificil. Es dificil no saber que vas a hacer en dos semanas, donde vas a estar, donde vas a dormir, a quien vas a conoces, quien te va a ayudar... Sobre todo cuando el resto de la gente, la que voy conociendo y la que he dejado en casa y en el resto de lugares que ya he visitado, tiene su ritmo y lleva su vida. Yo tengo otro ritmo, supuestamente tengo todo el tiempo del mundo para vivirlo, pero el estar dentro del sistema los horarios de transporte publico, los horarios de recepcion en hoteles, albergues y similares, y los horarios comerciales, y el presupuesto limitado del que dispongo, hacen que tenga que planificar el dia de mannana, sobre todo cuando me quiero mover de un lugar a otro. Y esto me desconcierta.

Esta claro que un viaje planificado sale mas a cuenta, puedes encontrar el vuelo mas barato, el recorrido mas barato y/u optimo pero esa planificacion hace que pierdas la flexibilidad de poder quedarte durante mucho tiempo en un sitio determinado. Ahora me encuentro en un dilema, no se si planificar mas mi futuro o dejar que El Viaje me lleve donde quiera. Lo que me da miedo es que la tendencia al sedentarismo (como medio de defensa y proteccion) haga que me afinque en algun lugar que no sea mi destino ideal y no me deje seguir recorriendo mundo que es el motivo por el que he empezado este viaje. Por otro lado no quiero que la tendencia a seguir El Viaje haga que nunca llegue a encontrar un sitio donde quedarme, por lo menos durante un largo tiempo. Un lugar al que tambien pueda llamar hogar, como lo ha sido mi cuidad natal durante los 33 primeros annos de mi vida.

Una de mis ideas era quedarme en Grecia, aprender griego y dar clases de espannol en Grecia, no teniendo muy claro en que parte, Salonica, Creta u otro lugar. Al pasar mas de dos semanas en Sitia (Σητεία) disponiendo de una casa a mi antojo y pudiendo buscar un trabajo como profesor de espannol, me he dado cuenta de que no puedo dejar de visitar sitios. Que aunque me sienta seguro en un lugar y con las personas que voy conociendo, lo que realmente quiero es seguir visitando mas lugares y conociendo mas personas. Todavia no he salido de Europa y realmente hay muchos sitios que me gustaria visitar.

Quiero muchas cosas, siempre ha sido asi. Quiero quedarme y quiero irme. Quiero saber que puedo "buscarme la vida" en un sitio lejano pero tambien quiero aprovechar el tiempo y recorrer TODO el mundo. Si, lo quiero todo y todo no se puede.

Ahora lo que se es que voy a ir a Atenas, a una ciudad que realmente no me atrae mucho, pero en la que hay mucha gente que conozco y que me esta esperando desde hace bastante tiempo. Ire alli y dejare que el viento me siga llevando.

1 comentario:

Rubén Javier dijo...

Cuantos más años pasa, más profundo te pones... recuerda el dicho.... "la diferencia entre viajero y turista consiste en que el turista siempre piensa en volver a casa, el viajero, no"